miércoles, enero 28, 2009

Ride to Hell (Nuevo juego biker)



¿Quién no ha deseado al menos una vez ponerse al manillar de una majestuosa Harley-Davidson? ¿Sentir el rugido del motor al arrancar, la inmensidad de la carretera solo para ti y saber que vas sentado en una de las máquinas más elegantes concebidas por el hombre? Los chicos de Deep Silver han puesto el remedio para no agujerearnos los bolsillos con ese lujoso capricho y han concebido en Ride to Hell la mejor manera de saborearlo.

La película protagonizada por Peter Fonda y Dennis Hooper “Easy Rider” marcó un antes y un después en el fenómeno de las motos para el cine y el gran público. Ligado al glorioso tema de Steppenwolf “Born to be wild”, aquel film de finales de los sesenta supuso la reivindicación de lo que tenía que llegar años después, el fenómeno hippie en EEUU, unido al western, las rutas de carretera, el desierto y la libertad.



El espíritu rockero de esa época impregnó a varias generaciones que vieron el estallido de míticas marcas como Chopper o Harley-Davidson, y las customizaciones con las que nacieron estilos tan dispares como las Dresser, Bobber o Ratbike, motocicletas personalizadas con carácter propio que identificaban una forma de entender la conducción y la vida. Ahora, tras casi cuarenta años, Deep Silver rescata aquella obsesión para unos, afición o religión para otros. Veamos qué nos ha preparado el equipo británico.

Deep Silver, la desarrolladora de este título, nace en el año 2002 bajo el ala de Koch Media, una empresa multimedia fundada en 1994 por Franz Koch y Klemenz Kundratitz. Un año después y hasta ahora, los miembros de Deep Silver han creado o colaborado en unos sesenta títulos aproximadamente. Entre ellos aparecen nombres como Secred Files: Tunguska (co-producido con Sunflower), Spellforce 2, Warhammer: Mark of Chaos o S.T.A.L.K.E.R: Clear Sky. Ahora con Ride to Hell, que será lanzado para PC, XBOX360 y Play Station 3, y distribuido en nuestro país por Proein, pretenden ofrecernos una experiencia con sabor yanki y grandes dosis de acción.



El argumento nos pone en la piel de Ray, un veterano de la guerra de Vietnam, que en plena revuelta social regresa a su país y es incapaz de adaptarse a los tiempos que corren. Por ello busca su refugio, su salvación, en una banda de moteros que se hacen llamar “La Mano de los Demonios”. De ahí en adelante convivirá en una hermandad propicia a meterse en líos, lo que le obligará a recorrerse la costa oeste americana salvando el pellejo de todo tipo de situaciones peligrosas contra las fuerzas de la ley u otras bandas rivales.



El planteamiento puede recordar al la saga Grand Theft Auto. Un personaje que se ve involucrado en un grupo del que irá descubriendo cada vez más mientras trata de salvar la vida por encargos o traiciones. Pero los chicos de Deep Silver buscan algo más con este título. Buscan ofrecer al público la oportunidad de revivir una de las épocas más agitadas y a la vez más atractivas de la sociedad moderna. Para ello han retratado momentos históricos como el festival de Woodstock o las agitaciones civiles por la guerra de Vietnam. Por ello, no se trata de recorrer carreteras o escenarios de un lugar a otro, sino de hacerlo impregnándose de un espíritu con el que sentirse identificado.



Para ellos ayudará la impresionante banda sonora que han reunido. Más de trescientos títulos de la época que conmoverán a los más veteranos y servirán para conocer los orígenes del rock a los jóvenes. Y para poder disfrutar de todo este material, Deep Silver ha preparado un enorme mapeado donde abundan como no, las carreteras y desiertos, adornados con pequeños pueblos, costas, ciudades y los famosos puestos de carretera.



Todo ello lo recorreremos a bordo de nuestra moto totalmente personalizada. Ride to Hell nos dará la oportunidad de fabricarnos nuestra preciosa acompañante intercambiando las piezas que deseemos, la pintura o las insignias, dando vida a una criatura única que podremos compartir con fotografías en el servicio online de Xbox y Play Station 3.

Pero sin duda lo que más llama la atención del título son las reyertas entre bandas de motoristas. En Ride to Hell te verás envuelto en luchas a manos desnudas, defendiéndote con cualquier trozo de metal que encuentres en el camino y manteniendo el equilibro en tu motocicleta. Estarás inmerso en enfrentamientos a campo abierto con docenas de locos del manillar dispuestos a matar por su chica o su territorio.



Poco se sabe del resto de personajes, pero por lo en visto el artwork de la web oficial, nos toparemos con individuos más que pintorescos, fielmente retratados. Desde el hermano negro con la cinta a la frente, hasta el enorme y rollizo barbudo con chupa de cuero, pasando por los nuevos ricos de los sesenta con flequillo rubio y pantalones de campana, o esa chica de bar con vaqueros rotos acompañados de un pacifista a lo John Lennon.

Una ambientación muy cuidada, acción a raudales con una banda sonora de lujo y cientos de kilómetros de carretera para recorrer con nuestra moto ideal es la fórmula que ofrece Deep Silver para el segundo trimestre del 2009. Veremos si tienen gasolina para mucho más.



Text by: Jose Antonio Ramírez Moreno
http://ridetohell.deepsilver.com/


No hay comentarios: